Tendencias

Protección a la carga

carlosbenavidesarechvaleta1Con los equipos de rastreo satelital el riesgo robo en las carreteras cuenta con un antídoto para frenarlo hasta en un 90%. Además de este beneficio, como explicó el director general de de Grupo Simose, Carlos Benavides Arechvaleta, las empresas paralelamente logran el control de las flotillas en varios aspectos operativos junto con retorno económico significativo.

transitoAnte estos beneficios, la instalación en las unidades de esta tecnología se convierte en una inversión que se recupera en menos de un año, dependiendo del tamaño de la empresa, y permite la eficientización en las entregas y la satisfacción de los clientes.

“En materia de rastreo satelital, nuestro producto Navigator, en seguridad cuenta con el apoyo de la Secretaría de Seguridad Pública Federal para actuar inmediatamente en caso de ser necesario. En cuanto al control de flotillas logramos presentar al cliente el uso de cada de las unidades a lo largo de la República Mexicana y eso da ventajas significativas para el crecimiento de las empresas”.

Como si fuera “un traje a la medida” de acuerdo a las necesidades de la empresa, se establece qué tipo de equipo de rastreo es el adecuado para cubrir las funciones que se requieren como: inmovilización del al unidad, consumo de combustible, recorrido por kilometraje y ubicación de la unidad en tiempo real.

carlosbenavidesarechvaletaLos beneficios económicos se estiman de acuerdo al tamaño del negocio, pero el ahorro en gastos ocultos son hasta de un 90%, dinero que en algunos casos significa la posibilidad de pensar en crecer, al contar con una logística adecuada.

En lo referente a la seguridad, Benavides Arechavaleta, subrayó que el 90% de los robos a la carga son delincuentes del orden común que se dedican a detectar bodegas y carecen de información importante que pueda significar una ventaja sobre las unidades que tengan un sistema de rastreo satelital.

“Existe un incremento de riesgo de asaltos en las carreteras de Veracruz, San Luis Potosí y cualquier zona de ingreso al Valle de México. Generalmente el asaltante tiene una edad entre los 19 a los 26 años que se dedican a investigar el movimiento en las bodegas. Este tipo de asaltantes, con localización satelital, prefieren dirigir sus intenciones a objetivos que no cuenten con esta protección por la eficacia que existe para detenerlos”, concluyó el director general de Grupo Simose.

Categories: Tendencias

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *